Saludo de la CAP-L a las trabajadoras domésticas en su día

La Corriente de Acción y Pensamiento-Libertad, saluda fraternalmente a las trabajadoras domésticas en su día.

En este año electoral en el que la oposición conservadora propone banderas vacías, este colectivo de trabajadoras es digno representante del logro de las políticas de los gobiernos del Frente Amplio que hoy son carne y cuerpo de nuestro pueblo.

La ley Nº18.065 aprobada en el año 2006 da marco, define y reglamenta el trabajo doméstico en su aspecto más formal, y es la habilitación legal a presentarse a los consejos de salarios nuevamente inaugurados con el gobierno de izquierda. Estos espacios se transforman así en lugares de voz, de decisión y de lucha de la clase trabajadora.

El último convenio aprobado cuya vigencia es desde el 1º de enero del 2013 al 31 de diciembre del 2015 y que comprende a un total de 120 mil trabajadoras en todo el país, consolida aumentos salariales en tres franjas, la primera de 11,84% (a quienes perciben un salario de hasta $10.454 mensuales), de 10,83%(a quienes perciben hasta $12.355 mensuales o hasta $65 por hora trabajada) y una tercera franja de 9,66%(a quienes ganan más de $12.355 mensuales o más de $65 por hora trabajada).

Además de incorporar la existencia de una prima por presentismo, el compromiso de las partes a establecer una categorización antes de la finalización del convenio vigente, así como la licencia por concepto de exámenes de prevención genito mamarios según lo establecido en la Ley 17.242.

Son estos los logros visibles de las políticas llevadas adelante por el Frente Amplio.

Pero no hay indicadores que puedan utilizarse para medir la construcción simbólica que la practica cotidiana de estas políticas genera. La visibilidad del trabajo puertas para adentro, y las referencias públicas de mujeres luchadoras, tan necesarias para el desarrollo futuro de nuestro país.

A decir de Paulo Freire “El mundo no es. El mundo está siendo”

Salú trabajadoras!