El último ciclista

Siempre se ha dicho que la vida del país comienza cuando llega el último ciclista a Montevideo, sin embargo todo indica que este 2014 será muy distinto, en realidad ya lo es, no solo por ser año electoral, sino porque es un año mucho más corto que los demás como consecuencia del Mundial en Brasil en el mes de julio, donde –sobretodo- juega Uruguay con una selección que tras la consigna “El camino es la recompensa” ha conquistado la adhesión del pueblo oriental.

Por eso la Corriente de Acción y Pensamiento – Libertad, ha lanzado su periódico al que ha llamado La Bicicleta, su primer número salió encartado este domingo 9 en La República y en esa bicicleta vamos a “tirar” por el Frente Amplio.

Las referencias en el camino son los dos gobiernos que nos preceden, 10 años de gestión frenteamplista que le han cambiado la cara y el corazón al país, tanto desde el punto de vista legislativo, como económico y socio-cultural. Sería redundante volver a detallar los avances sociales en la calidad de vida del conjunto de la sociedad, sobretodo en la lucha contra la indigencia y la pobreza extrema. Desde la creación del MIDES, un Ministerio para atender las decenas de miles de familias que vivían en las más indignantes condiciones de miseria, herencia de siglos de gestión sobretodo colorada pero con gran responsabilidad del partido nacional que en apenas 5 años de 1991 a 1996 devastaron el país industrial, trabajador, productivo. Así como del remate, del tiro de remate en la nuca a la sociedad uruguaya que le disparó la administración de Jorge Batlle entre el 2001 y el 2005. Todo muy cerca de nuestras memorias, difícil de olvidar los años de penuria, la disolución de las familias, el exilio económico de miles y miles de jóvenes. El crecimiento explosivo de los asentamientos como consecuencia de -tal vez- la peor crisis económica sufrida por el país, la que generó aquellos asentamientos, que parece nunca vio Lacalle Pou y el Partido Nacional. Porque los que descubre hoy el novel diputado herrerista aspirante a Presidente, son apenas una parte muy pequeña de aquellos inmensos manchones de pobreza y marginación que las políticas de colorados y blancos dejaron como insultante herencia al Frente Amplio. Y de nada sirve hacerse los asombrados y decir: “yo no sabía nada, nunca los había visto”.

Hasta que llega el triunfo del FA en el año 2005 para marcar la primera referencia en el camino en este tercer año electoral; la segunda referencia es la administración del Pepe Mujica desde marzo del 2010, leyes como la de salud reproductiva, matrimonio igualitario, consumo legal de marihuana, responsabilidad penal de empresarios ante accidentes de trabajo, aumento de jubilaciones, de sueldos, negociación colectiva de trabajadores rurales y domésticas algo sin precedentes en la historia del país, marcan esa segunda referencia para que el camino del Frente Amplio siga siendo la “recompensa” para los militantes frenteamplistas pero por sobre todo para la sociedad uruguaya que desde fines de los años 50 no había logrado niveles de vida decorosos desde todos los puntos de vista imaginables.

La CAP-L va a “tirar” desde el pelotón frenteamplista por el triunfo en octubre en primera vuelta de Tabaré Vázquez, nuestro “malla oro” desde que dejara la presidencia el 1º de marzo del 2010, otros compañeros lo harán por la compañera Constancia Moreira, pero todos “tiramos en escalera” para el triunfo del FA que es lo importante, el grado de unidad del FA es un valor que nos distingue del resto de los partidos políticos y es ese grado de unidad en el “camino” lo que nos asegurará el tercer gobierno de la izquierda, de la mejor izquierda que cualquier memoria pueda recordar.

Cuando en octubre el FA festeje su victoria levantando el trofeo del voto popular, será la victoria de todo un pueblo, “porque el pueblo unido, jamás será vencido”.
Algo más, el último ciclista llegará tarde, cansado y sin aplausos, llegará con la malla rosadita casi sin transpirar confiado en los sponsors, el último ciclista llegará para encontrar un país que nuevamente arrancó a laburar, por tercera vez sin esperarlo.

Roberto Caballero
CAP-LIBERTAD
Frente Amplio Lista 7373