El Ñato se solidarizó con Lorenzo, Calloia y Zimmer

El ministro de Defensa, Eleuterio Fernández Huidobro, se solidarizó con Fernando Lorenzo y Fernando Calloia y aseguró que discrepa con la decisión de la Justicia pero la respeta. Aclaró también que “cuando se abarcan temas de los que no se ha estudiado y se dicen cosas desinformadas es difícil discutir”, en alusión a Constanza Moreira.

El ministro de Defensa Eleuterio Fernández Huidobro se sumó a las expresiones públicas de apoyo al ex ministro Fernando Lorenzo y el ex presidente del BROU Fernando Calloia, tras el procesamiento sin prisión por el delito de abuso de funciones en el marco del caso Pluna.

Esta mañana Fernández Huidobro estuvo junto a la periodista Ana María Mizrahi en Televisión Nacional, para dialogar de varios temas.

“Yo discrepo, respeto las decisiones de la Justicia, pero también me manifiesto”, señaló sobre los procesamientos. Admitió que la decisión de la Justicia le “cayó mal”, y agrego: “me solidarizo con los dos, de la misma manera que con (Walter) Zimmer”. También reconoció que la noticia puede impactar en el electorado, pero no necesariamente en forma negativa. “Puede ser que impacte o que refuerce la militancia del electorado”, opinó.

El ministro restó importancia también a la reciente encuesta que marca por primera vez que la oposición sumada supera al Frente Amplio para las elecciones nacionales. “No pierdo el tiempo mirando encuestas. Estoy rodeado de compañeros que pasan el día mirando encuestas y se van a volver locos. Yo tengo otras cosas para preocuparme, Las encuestas pueden ser engañosas cuando dan bien o mal, porque cuando dan bien la gente se apoltrona, se milita menos. Y cuando se pierde algunos se agarran la cabeza. Lo que hay que hacer es trabajar mucho y no dar nada por ganado o perdido”, reflexionó.

Opinó también sobre el cruce que tuviera con la precandidata Constanza Moreira, en relación a la necesidad de disminuir las Fuerzas Armadas. “Creo que ignora mucho, pero no tiene nada de malo. Yo ignoro cosas de politología, sociología. Cuando se abarcan temas de los que no se ha estudiado y se dicen cosas desinformadas es difícil discutir”, puntualizó.

Aunque opinó que el “debate es bueno, se puede dar permanentemente”, aclaró que en este caso “aprobada la política de defensa nacional que la ley nos obligó a elaborar, se podrá entrar a discutir política militar”. “Luego veremos si las fuerzas deben ser reducidas o ampliadas. No pongamos la carreta delante de los bueyes”, concluyó.